El Mito del SIDA Revelado

Por qué los expertos están desafiando la mitología convencional del SIDA

Las explicaciones convencionales de la medicina sobre el VIH y SIDA son un mito médico en el mejor de los casos y patrañas descaradas en el peor. No hay tal cosa como un virus que “cause” el SIDA, ya que la definición en si misma del SIDA se disputa ampliamente por científicos de todo el mundo. (Y pacientes a menudo son diagnosticados con SIDA sin que tengan VIH).

En conjunción con el estreno del documental que rompe con el mito, House of Numbers, (www.HouseOfNumbers.com), DoctorNews ha reunido una serie de citas fascinantes de autores de primera línea sobre salud e investigadores que desafían el pensamiento convencional sobre el VIH y el SIDA. Si te han engañado con mentiras de las grandes multinacionales sobre el VIH y el SIDA, encontrarás la información aquí que es absolutamente chocante. Lo que se dice aquí pone en tela de juicio los cimientos de la “industria del SIDA” con todas sus vacunas (fallidas) y fármacos de receta patentados.

Parece ser que el engaño del SIDA va a ser revelado públicamente. Como explica el documental House of Numbers, “un mundo sin SIDA puede estar más próximo de lo que crees”.

De hecho, puede que ya exista.

Esto no significa que haya gente padeciendo trastornos de supresión de la inmunidad muy reales. Solo significa que la mitología convencional que intenta explicar las causas de esta supresión de la inmunidad es de hecho errónea. Lee más para enterarte de los detalles.

El mito del SIDA revelado

El cambio de nombre de enfermedades antiguas a SIDA refuerza aún más la hipótesis de que el síndrome del SIDA nunca se halla en personas sin la presencia de VIH. Por definición no hay SIDA sin VIH y da igual cuanta gente no seropositiva que muera de los mismos síntomas. Por lo tanto, cualquier cosa que remotamente parece una deficiencia inmune mas VIH, cuenta ahora como enfermedad del SIDA, a pesar del hecho de que los pacientes de SIDA con sarcoma de Kaposi han demostrado tener sistemas inmunes normales. Se ha argumentado que donde haya VIH, el SIDA será una consecuencia. Sin embargo, este argumento es muy fallido.

– Timeless Secrets of Health & Rejuvenation: Unleash The Natural Healing Power That Lies Dormant Within You, por Andreas Moritz.

Dos de los 16 pacientes en el grupo de control desarrollaron SIDA. En otro estudio, 10 pacientes seropositivos sin SIDA tomaron 150-225 mg de glicirricina a diario. Después de 1-2 años ninguno desarrolló síntomas relacionados con SIDA o el complejo relacionado con el SIDA, mientras que uno de los 10 pacientes en un grupo de control desarrolló el complejo relacionado con el SIDA y dos evolucionaron hacia el SIDA y posteriormente fallecieron. El resultado de glicirricina en seropositivos y pacientes de SIDA es una mejoría casi inmediata de la función del sistema inmune. En un estudio, nueve pacientes VIH sin síntomas recibieron 200-800 mg de glicirricina in vitro a diario.

– Textbook of Natural Medicine 2nd Edition Volume 1 por Michael T. Murray, ND.

Era obvio que la FTC no tenía interés en si Immune Plus ayudaba en el tratamiento del SIDA, solo les interesaba frenar su comercialización. La FTC afirmó que Immune Plus estaba siendo publicitado como una “cura” del SIDA. En ningún momento True Health o International White Cross afirmó tener una cura. Resultados de pruebas en el anuncio de Immune Plus fueron tomadas directamente de la prueba nutricional del SIDA y True Health vendió la fórmula exacta igual que se usaba en su prueba del SIDA a International White Cross.

– Innocent Casualties: The FDA´s War Against Humanity, por Elaine Feuer

Él considera el SIDA como un término abarcador que “de forma espúrea asocia 29 (en el último recuento) enfermedades extremadamente hetereogéneas indicativas de SIDA conjuntamente con la suposición de una infección de VIH”. Quienes creen que el SIDA es un nuevo síndrome, dice, tendrían razón si fuese “una enfermedad grave de deficiencia inmune adquirida sin una deficiencia inmune pre-existente o inducida”. El problema es que “en todos los casos verificables, siempre han precedido enfermedades inmuno supresoras y/o tratamiento”, a la aparición del SIDA.

– AIDS: A Second Opinion, por Gary Null, James Feast

De hecho, demostró que el VIH por si solo no podría causar SIDA. Hay cada vez más pruebas que indican que el SIDA puede ser un síndrome de toxicidad o trastorno metabólico que está causado por factores de riesgo de inmunidad, incluyendo la heroína, fármacos para sexo, antibióticos, fármacos comúnmente recetados para el SIDA, acto sexual anal, inanición, desnutricion y deshidratación. Docenas de científicos prominentes trabajando en las vanguardias de la investigación del SIDA ahora cuestionan abiertamente la hipótesis vírica del SIDA.

– Cancer Is Not A Disease – It´s A Survival Mechanism, por Andreas Moritz

Cuando ocurre esto, la enfermedad se desboca, como vemos con el destructor de la inmunidad conocido como “Síndrome de Deficiencia Adquirida” o SIDA. La gente no muere de SIDA, muere de enfermedades que sus sistemas inmunes afectadas no pueden controlar. Irónicamente, las vacunas se supone que deben reforzar el sistema inmune cuando, en realidad, lo socavan. Todas las porquerías que meten en las vacunas es otro ataque que las defensas del sistema inmune tienen que superar y esto reduce su habilidad para enfrentarse a otros retos eficazmente.

– Infinite Love Is The Only Truth: Everything Else Is Illusion, por David Icke

En este estudio, los sistemas inmunes de ratones fueron bloqueados al infectarles con un retrovirus que causa SIDA de ratón y/o alimentarles con etanol. Midieron ciertas funciones del sistema inmune, luego les administraron Pycogenol y les midieron otra vez. Los investigadores hallaron que los estimuladores de la inmunidad aumentaron, los supresores de la inmunidad se redujeron y las células asesinas naturales eran más fuertes. En otras palabras, incluso cuando el sistema inmune estaba apenas funcionando, el Pycogenol lo restauró. Investigaciones en este sentido pueden ser muy significativos para personas interesadas en el virus del SIDA.

– The Super Anti-Oxidants: Why They Will Change The Face Of Healthcare In the 21st Century, por James F. Balch M.D.

Otro informe también constató niveles bajos de zinc en personas con SIDA pero no otras fases de VIH (virus de inmunodeficiencia humana). Un niño con SIDA se halló que tenía todas las señales y síntomas de un trastorno de carencia de zinc. Todavía sigue sin saberse claramente por qué todos estos pacientes de SIDA tienen bajos niveles de zinc en suero. Lo que está claro es que este aspecto del problema del SIDA debe ser vigorosamente seguido. Estos emocionantes hallazgos justifican mas pruebas clínicas para determinar los efectos de suplementos de zinc en el sistema inmune y en el tratamiento de trastornos del sistema inmune tales como el SIDA.

– The Doctor´s Vitamin And Mineral Encyclopedia, por Sheldon Saul Hendler

Fórmula para Síndromes Crónicos Víricos (infección de VIH, ARC, SIDA, Herpes, CMV, EBV) Nota: A estas alturas prácticamente todo el mundo ha oido hablar del SIDA (síndrome de inmunodeficiencia adquirida). Lo que muchas personas no saben es que el SIDA no tiene por qué ser fatal. Hay quienes tienen SIDA que han sobrevivido con una salud relativamente buena desde hace varios años. Una cantidad de personas creciente está sobreviviendo cada vez más. El secreto es prestar atención a los detalles. Estos incluyen dieta, ejercicio, reducción de estrés, uso de suplementos, mejoradores de la inmunidad, agentes anti-viricos y tomar medidas parea prevenir las enfermedades asociadas con el SIDA.

– The Doctor´s Vitamin and Mineral Encyclopedia, por Sheldon Saul Hendler

Es importante constatar que aunque todas las personas con SIDA son serpositivas, no todas las personas seropositivas desarrollan SIDA. La mayoría de los seropositivos desarrollan SIDA en un plazo de 8 a 12 años a partir de contraer el virus inicialmente, pero algunas personas desarrollan la enfermedad más rápidamente que otras y muchas más siguen sanas décadas después de contraer VIH. Parece ser que las personas que son capaces de evitar el SIDA totalmente desarrollado, son personas cuyos sistemas inmunes son más fuertes. Por lo tanto, terapias complementarias del VIH y el SIDA trabajan para reforzar la habilidad del sistema inmune para luchar contra las infecciones.

– Prescription For Natural Cures: A Self-Care Guide For Treating Health Problems With Natural Remedies Including Diet And Nutrition, Nutritional Supplements, Bodywork And More, por James F. Balch M.D. y Mark Stengler N.D.

La hipótesis del SIDA es más fundamental: la hipótesis de que el SIDA exista de cualquier manera racionalmente definible, el SIDA desde el comienzo fue una construcción falsa, el producto de pensamiento obfuscado y agendas ocultas. Bajo la rúbrica obfuscatoria de SIDA se oculta la realidad de personas que están enfermas de maneras diversas y por razones diversas. Los primeros casos fueron identificados en hombres gay (entonces se llamaba GRID que es “Gay Related Immune Deficiency”. La CDC anunció el mensaje que los hombres con SIDA habían sido increiblemente promíscuos.

– The AIDS War: Propaganda, Profiteering and Genocide from the Medical-Industrial Complex, por John Lauritsen

Duesberg también cuestiona la proposición de que la causa del SIDA es el retrovirus. Él ha aludido al virus del SIDA como un virus inofensivo “pasajero”, solo un virus más de entre muchos que vive de forma parasitaria en el cuerpo humano, y afirma que una prueba positiva de VIH es meramente un marcador vírico (y no indicativo de la causa) indicando daños al sistema inmune. En su opinión, basada en investigaciones exhaustivas, el SIDA es un trastorno de deficiencia inmune causado por un abuso de drogas recreativas y un estilo de vida que quema la vida, incluyendo sexo promíscuo. Eventualmente, el sistema inmune se colapsa.

– Viral Immunity, por J.E. Williams, O.M.D.

Estas afirmaciones pueden parecer atrevidas hasta el punto de ser descaradas para cualquiera que sigue la historia del SIDA en los medios de comunicación de masas. Sin embargo, hay algo que las predicciones que suben de las devastaciones del SIDA tienden a dejar fuera de manera conveniente en sus informes. Que, en muchos casos, cuando se hace un informe sobre un repentino aumento de pacientes de SIDA, se acompaña por una re-definición de lo que es la enfermedad. Recuerda que las personas solo mueren de forma indirecta del SIDA, el SIDA debilita el sistema inmune y luego las personas mueren de otra enfermedad tal como la tuberculósis.

– Get Healthy Now With Gary Null: A Complete Guide To Prevention, Treatment And Healthy Living, por Gary Null

Abdullah dice que el descubrimiento tiene implicaciones no solo por infecciones y cáncer sino también para el SIDA, en la cual falla la función inmune. El ajo, dice, puede subir las defensas del sistema inmune en pacientes con SIDA. También puede combatir de forma directa las muchas infecciones de tipo hongos de que son víctimas los pacientes de SIDA. El Dr. Abdullah está convencido de que dósis bajas de ajo refuerzan la inmunidad también, pero usó de forma deliberada una dósis grande para asegurarse de obtener un efecto. Está planeando pruebas usando ajo en pacientes con SIDA.

– The Food Pharmacy: Dramatic New Evidence That Food Is Your Best Medicine, por Jean Carper

Para dominar el SIDA, podrías tener que destruir el sistema completamente infiltrado por SIDA, después de todo, los antibióticos, en su intento de destruir un sólo microbio específico, mata de forma indiscriminada todo, incluyendo bacterias residentes amistosas. Pero si destruyes el sistema inmune, has matado al paciente más rápidamente, de manera más eficaz que el SIDA. Si vas detrás de las infecciones secundarias oportunistas (KS, CMV, pneumocysitis carinnii) con antibióticos fuertes y medicamentos de quimioterapia, puedes destruir un sistema radicalmente insuficiente y al paciente también.

– Physician: Medicine And The Unsuspected Battle For Human Freedom, por Richard Leviton

Numerosos estudios también han demostrado que personas que sufren de enfermedades de supresión de la inmunidad, tales como el SIDA, a menudo son deficitarios en selenio. No está claro exactamente como el selenio refuerza el sistema inmune. Los investigadores especulan que la estimulación del sistema inmune puede ser debida a la actividad anti-oxidante del selenio y su habilidad en proteger tejidos relacionados con el sistema inmune en el sistema linfático y el timo frente a los daños de radicales libres. Al igual que la vitamina E, el selenio puede también desempeñar un papel importante relacionado con la inmunidad al proteger la integridad de las membranas celulares asi mejorando su función general.

– Off-the-Shelf Natural Health, por Mark Mayell

Podríamos decir que el SIDA en África está siendo sobre contado en ambos extremos. Para calcular el número de personas infectadas se usa una prueba que puede fallar, mientras que para calcular cuanta gente está muriendo de la enfermedad de deficiencia inmune, un gran número de muertes que parecen ser debidas a otras causas, se atribuyen a esta enfermedad. Recuerda el punto fundamental: La gente no muere de SIDA sino de enfermedades relacionadas que invaden una vez que el SIDA ha debilitado el sistema inmune.

– AIDS, A Second Opinion. Por Gary Null, James Feast

Las pruebas claramente sugieren que el SIDA y otras enfermedades relacionadas con la inmunidad manifestadas después de que sus sistemas inmunes fuesen afectadas por un periodo de ataques y debilitamiento, especialmente de la dieta diaria. También dió apoyo a la perspectiva más amplia de Michio: que una dieta adecuada podría ayudar mucho a mejorar la fortaleza de la respuesta inmune del cuerpo. Desde 1980 ha ocurrido una explosión de información en el entendimiento científico del sistema inmune. Cottrell siguió la literatura médica desarrollada de manera muy estrecha, también estudió las investigaciones existentes para detectar relaciones entre nutrición y respuesta inmune.

– The Way Of Hope: Michio Kushi´s Anti-Aids Program, por Tom Monte

Un número creciente de profesionales médicos están orientándose hacia la reconstrucción del poder inmune a través de la nutrición y terapias naturales relacionadas como la clave para ganar la batalla contra el SIDA. En su libro, Healing Aids Naturally, Laurence Badgley M.D. cuenta las historias de ocho hombres que se curaron del SIDA a través de una combinación de terapias naturales para reconstruir el poder inmune enfocadas primordialmente en la nutrición.

– Reclaim Your Health: Nutritional Strategies For Conquering Chronic Ailments,  por Anne Frahm, David Frahm

Si el VIH fuese la causa del SIDA, tendría que hacer esto durante las dos fases de infección del VIH en la cual los niveles de VIH en sangre son significativos: 1. Pronto, después de la infección cuando el sistema inmune produce anticuerpos. 2. En la etapa final del SIDA cuanod los niveles de actividad vírica aumentan porque el sistema inmune se ha colapsado (debido a razones diferentes a la infección del VIH). Hay suficientes datos científicos que demuestran que el VIH, es y permanece inactivo incluso en pacientes con SIDA, no mata células T y por lo tanto, no puede causar SIDA.

– Timeless Secrets of Health & Rejuvenation: Unleash The Natural Healing Power That Lies Dormant Within You, por Andreas Moritz

Debido a estas y otras discrepancias, hay mucha confusión y desacuerdo sobre lo que realmente es el SIDA y si incluso es preciso clasificarlo como una enfermedad. El factor común es que todos estos síntomas no relacionados y enfermedades giran entorno al VIH. Si se detectan anticuerpos VIH, estas enfermedades convergen en SIDA, si no, entonces son sencillamente diagnosticadas por lo que son. En otras palabras, cualquier grado de supresión inmune ante la presencia de VIH se clasifica como SIDA. Pero el mismo grado de supresión inmune ante la ausencia de VIH no es por definición, SIDA.

– Alternative Medicine: The Definite Guide, Second Edition, por Larry Triveri Jr.

Los primeros artículos sobre el SIDA citaban artículos de los años 70 que relacionaban enfermedad venérea y homosexualidad. Llegaron a considerar la homosexualidad masculina como una situación “médicamente problemática” (Epstein 1988: 4). A principios de los años 80, el SIDA era comprendido por la comunidad médica a través de dos encuadres, ambos de los cuales fomentaban la visión del SIDA como una “enfermedad gay”. El primer encuadre, una sobrecarga inmune, percibia el SIDA como causada por carencias inmunes resultantes por el estilo de vida excesivo de hombres gay (especialmente sexo anal, parejas múltiples y uso de drogas). Este punto de vista tuvo implicaciones enormes de salud pública.

– The Medicalization of Society: On The Transformation of Human Conditions Into Treatable Disorders, por Peter Conrad

En la conferencia internacional sobre el SIDA en Montreal, según un artículo de Newsday, “varios investigadores expresaron aturdimiento de como el virus del VIH causa la cadena de eventos que tienen como resultado el SIDA” Luc, Montagnier, el descubridor del SIDA, David Zinman y B.D. Colen “New AIDS Study Shows 1.2M to 1.5M Victims” (Nuevo estudio del SIDA revela 1.2 a 1.5 millones de víctimas) Newsday, 6 de Junio de 1989 (también conocido como VIH-1) pedía cambiar el enfoque de la investigación del virus hacia los mecanismos de defensa del cuerpo humano. “Necesitamos entender mucho más de cosas básicas del sistema inmune antes de poder avanzar mucho más” dijo.

– The AIDS War: Propaganda, Profiteering and Genocide from The Medical-Industrial Complex, por John Lauritsen

Y el matemático Weyer demostró que la epidemiología del SIDA refuta la hipótesis de que el VIH es el único causante del SIDA. Las coberturas de la prensa del panel reflejaban el tipo de censura que surge cuando se amenaza la ortodoxia del SIDA. Artículos en el New York Times (22 de Junio de 1990) y el Washington Post (22 de Junio de 1990) comentaron la charla de Montagnier en detalle, pero ni siquiera mencionaron a Lo o Weyer. Peter Duesberg habló sobre “Desasociación de las Epidemiologías del VIH y el SIDA” en el Simposio de Inmunidad Avanzada en el hotel Le Meridien.

– The Aids War: Propaganda, Profiteering and Genocide from the Medical-Industrial Complex, por John Lauritsen

 

Fuente: http://www.doctornews.org/el-mito-del-sida-revelado-por-que-los-expertos-estan-desafiando-la-mitologia-convencional-del-sida-2/

Alejandro Vega Ossorio

Director técnico de Corporación Planetarios.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *