Chi Kung (Qi Gong)

El término QiGong se refiere a las prácticas diseñadas para “manejar” el Qi de manera voluntaria mediante ejercicios específicos.

A menudo se encuentra incorrectamente escrito como”Chi-Kung”, “Chi-Gong”, “Qui-Gong” o “Qi-Kung”, etc. Su pronunciación real se asemeja más a la primera y segunda de éstas opciones, razón por la cual se ha popularizado así, pues poca gente en occidente sabe leer “pinyin” que es el recurso oficial del idioma chino utilizado para escribir sus caracteres con el alfabeto romano). Qi Gong incluye a una diversidad de técnicas habitualmente relacionadas con la medicina china tradicional, que comprenden la mente, la respiración y el ejercicio físico (regulación del cuerpo). El Qi Gong se practica, generalmente, con objetivos orientados al mantenimiento de la salud (física y mental), pero también en algunos casos, especialmente en China, se puede prescribir con objetivos terapéuticos específicos. En las universidades de Medicina Tradicional China en China, Qi Gong es una asignatura de la carrera de acupuntura y Tui Na. También se enseña en las clases de educación física, como Tai Ji Quan, Ba Duan Jin, Yi Jin Jing, etc. Según las tradiciones budista y taoísta, de donde procede la gran parte de los estilos de Qi Gong, es también un método para alcanzar la iluminación o budeidad, la paz interna, la libertad y la felicidad. Según el Confusionismo, es un método para mejorar la comprensión, tolerancia, la manera de ser. Puede ayudar a tomar decisiones de la vida. Se dice “Hay que meditar tres veces, y luego tomar decisiones.”

Dos Maestros descansando. Autor: Maestro Feng Dazhong

Así, el Qi Gong es la base del conocimiento chino acerca del Qi, y estudia la interrelación primaria de éste con el ser humano, y la capacidad que tienen ambos para generar efectos uno en el otro. El ser humano tiene la facultad de mover o manejar el Qi, tanto como tiene la facultad de controlar su respiración. Y la forma más natural de hacerlo es a través de impulsos eléctricos emitidos por el cerebro y de movimientos físicos que abren, relajan y fortalecen los tejidos y conductos del cuerpo. Las técnicas desarrolladas para lograr esto son conocidas hoy como Qi Gong. El Qi ong es un estudio profundo y serio que ha estado a cargo de los más desarrollados Maestros de la cultura china y ha evolucionado, según demuestran los registros escritos, desde hace, al menos, más de 5000 años.

En general, la mayoría de sistemas o estilos de Qi Gong consisten en la práctica de ejercicios mentales y posiciones o movimientos corporales muy suaves y sencillos que fortalecen y equilibran al cuerpo entero, potencian las facultades de la mente y alimentan los meridianos o canales por donde fluye el Qi; algunos otros tipos de Qi Gong utilizan respiraciones, hierbas y sonidos. Tiene por objeto el permitir al cuerpo potenciar sus facultades naturales de regeneración, desintoxicación, relajación y desarrollo.

También existe Qi Gong en la práctica de Gong Fu – artes marciales. Sobre todo en los estilos internos de Gong Fu, la práctica de Qi Gong (Meditación y Zhan Zhuang) es imprescindible. Es un método para potenciar la fuerza, la energía, y tolerar mejor a los golpes. Por su profundidad y complejidad, durante miles de años se mantuvo como un conocimiento disponible solamente a monjes y Maestros de China, sin embargo, hoy en día vivimos un momento de apertura y el Qi Gong está siendo compartido con el público en general, principalmente como una herramienta de ayuda en los procesos de curación física, pues es en esta área en donde ha resultado más fácil y objetivo medir el alcance y veracidad de sus resultados. Existen once formas de Qi Gong reconocidas oficialmente en China, siendo ZhiNeng Qi Gong, la que está considerada como la más importante.

Alejandro Vega Ossorio

Director técnico de Corporación Planetarios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *